Interior Luna Europa. Dibujos, interior de los planetas

Interior del satélite Europa

El interior de la luna Europa

Europa es uno de los satélites que posee el planeta Júpiter, y alberga un océano subterráneo en su interior. Hace ya unos años que los astrónomos obtuvieron nuevas pruebas de que dicho océano no sólo está compuesto de agua salada, como sucede en la Tierra, y que el líquido se escapa a la superficie helada. La luna Europa posee una capa de 100 kilómetros de grosor de agua, una parte en forma de corteza de hielo en el exterior y otra parte como océano situado bajo la superficie, y ambas zonas parecen comunicarse. La comunicación entre ambas capas podría estar liberando energía que, a su vez, sería fundamental para la posible existencia de vida.

Según Mike Brown, un astrónomo del California Institute of Technology, existen evidencias de que el océano de Europa no está aislado. El agua del interior se comunica con el de la superficie, intercambiando elementos químicos. Esto significa que podría existir energía en el océano, aumentando las posibilidades de que exista vida allí. Para la composición del océano interior, sólo es necesario rascar en la superficie.

En Europa podría haber microorganismos muy parecidos a los de la tierra, que estarían agrupados en unas fumarolas al fondo de los mares. La escasez de estas fumarolas sugiere que, de existir, las colonias de estos microorganismos no podrían ser muy numerosas ni muy grandes. En el caso de existir formas de vida compleja en Europa no podrían ser mayores de un gramo de masa.

El trabajo de Brown y de otros astrónomos sobre la composición de la luna Europa es uno de los más completos realizados hasta la fecha. Los estudios han sido posibles gracias a los datos y las fotos que han ido proporcionando durante años las sondas Voyager y Galileo.



Búsqueda personalizada

Inicio