Arco iris de fuego. Un planeta lleno de misterio

Arco iris de fuego entre nubes cirrus

El arco iris de fuego

Un arco iris de fuego es un bello y raro fenómeno óptico atmosférico. Este tipo de arco, denominado circumhorizontal, consiste en un halo formado por cristales de hielo, que se produce en cirrus de alto nivel. Se parece al tradicional arco iris horizontal, pero se diferencia de él en que sólo se forma por la refracción de luz a través de los cristales que hay en nubes de este tipo.

Para que se produzca un arco iris de fuego el Sol debe estar alto en el cielo, por los menos a 58° sobre el horizonte. Por supuesto, tiene que haber una presencia de nubes cirrus. Además, los cristales de hielo de las nubes deben estar alineados horizontalmente para poder refractar el Sol. Y no valen todos los cristales de hielo, sólo uno de los 35 tipos que existen. Como se puede ver, son muchos y muy concretos los requisitos necesarios para que se de este fenómeno.

Es la correcta inclinación de la luz y una exacta posición de los cristales hexagonales la que produce este curioso fenómeno. Si la alineación es la ideal, toda la nube cirrus se iluminará con una llama en forma de arco iris.

El arco iris de fuego puede contemplarse en zonas del planeta donde las temperaturas son muy bajas. Las zonas más apropiadas de la Tierra son los países del norte de Europa y las zonas más frías de Canadá.



Búsqueda personalizada

Inicio