Corteza continental. El relieve terrestre

Corteza continental

La corteza continental terrestre

La corteza continental terrestre, cuyo ejemplo puede observarse en la imagen, es la capa de rocas externa de la Tierra. Los materiales de los que está compuesta pueden remontarse a 4.000 años atrás, y es mucho más antigua que la corteza oceánica.

La corteza continental es la capa más rígida y fría de la tierra. Posee un grosor cercano a los 40 kilómetros, aunque en algunas zonas de orogenia puede llegar a los 60 ó 70 kilómetros. El mayor espesor conocido de la corteza continental se halla bajo la cordillera del Himalaya, y es de 75 kilómetros.

Posee dos zonas, la corteza continental superior y la inferior, esta última mucho menos conocida. Sobre la corteza continental superior surgieron los continentes, y está formada por rocas ígneas, sedimentarias y metamórficas. Por su parte, la corteza continental inferior se cree que está compuesta fundamentalmente por granito de origen plutónico.

Para investigar la corteza continental se realizan perforaciones por medio de sondajes que pueden alcanzar hasta 12 kilómetros. También pueden emplearse métodos geofísicos como la sismología o la gravimetría. La volcanología, la petrografía y la geoquímica también se utilizan para analizar y estudiar la corteza continental terrestre.

La corteza continental, que también incluye las zonas del mar de baja profundidad, se encuentra en constante renovación. Ello es debido a los movimientos tectónicos, a la erosión, al vulcanismo o a la sedimentación.



Búsqueda personalizada

Inicio